Cómo interpetar las señales a través de los Registros Akáshicos

por | Artículos, Espiritualidad

Para poder explicar los registros akáshicos a través de las señales primero hemos de definir que es una señal.

Una señal es un indicio que permite deducir algo de lo que no se tiene conocimiento físico ni intelectual. Eso comporta que esa señal no sea interpretada y que no sea captada verdaderamente por la conciencia de la persona en el aquí y en el ahora. Pero sí que nos deja una puerta de apertura para que luego nosotros con esa información o input podamos investigar e indagar, intentar acceder a ella para poderla descifrar y sacarle partido.

Pero si por el contrario la señal fuera interpretada en el mismo momento sin que una persona tuviera intuición o alguna habilidad no se trataría de una señal, Sino sería una mera interpretación o manifestación en forma de revelación conceptual mental, entonces ya no sería una señal propiamente dicha, ya que tiene una explicación lógica.

Hoy en día es difícil tomar las señales desde nuestro lado lógico, porque este hemisferio solo mueve nuestro raciocinio. Todos sabemos que el ser humano está compuesto por dos hemisferios, el izquierdo que es el lógico y el derecho que es el hemisferio imaginativo, intuitivo o perceptivo. Por este motivo, normalmente solo nos han educado para estimular el lado izquierdo y eso ya de entrada nos da una gran preponderancia a que no podamos interpretar las señales de manera asidua o manera fácil.

Con ello vengo a decir que el ser humano no está preparado para concienciarse de que las señales pueden llegar a nosotros porque no se tiene conciencia. Tampoco, desde luego a posterior de encontrar el indicio que decimos al principio podamos interpretarlo porque no nos enteramos, estamos dormidos y aborregados en lo físico.

Conectar con las señales a través de los Registros Akáshicos te ayuda a comprender lo que es inconsciente

Con los Registros Akáshicos podemos tener la capacidad de despertar esa interpretación y abrir el canal para poder captar esas señales. Por su puesto, una vez hecha la formación nos ayudará a que entremos en un plano de conciencia, de elevación personal para poder avanzar en esta cuestión. 

Con los registros akáshicos podemos preguntar el significado de una pluma, de un objeto que encontremos por el camino, incluso de los sueños que nos pueden llegar para decirnos algún tipo de descubrimiento o un suceso. A más a más, a través de una emoción podemos sacar información u incluso podemos descifrar lo que nos pueden decir los Ángeles o Arcángeles en el encuentro de situaciones que no entendemos.

Básicamente, podemos descifrar diferentes tipos de señales. Una de las más conocidas es encontrarnos plumas de pájaros o de palomas, alguna que otra ave. Otras de las tipologías de señales que podemos tener son con los insectos. Eso quiere decir que si yo estoy en el desierto del Sahara y me aparece un insecto zapatero que básicamente es un insecto acuático y que solo habitan en el agua lo puedo considerar una señal. Por lo contrario, si estoy en una zona pantanosa y con mucha agua, la señal no se podría interpretar de esta manera, hay que ser lógico, congruente en ello y no sacar las cosas de contexto. De otras formas estarían los dibujos, o los números, hay muchas fuentes de señales que podríamos interpretar.

No vamos a recibir mensajes todos los días. A no ser que las hayamos pedido nosotros y pueden tardar días. Lo importante es no caer en la obsesión y no comenzar a buscar la señal ni manipularla con la mente. Por este motivo, si hacemos esto seguramente la señal no aparecerá. En cambio, si yo paso totalmente de la señal y realmente me quieren decir alguna cosa esta señal se repetirá constantemente hasta que la deduzca individualmente o a través de alguien a través de otra persona.

Identificar las señales es crucial para prepararnos a lo que nos pueda llegar

Para identificar una señal debemos de guiarnos por tres pautas, la coherencia y la congruencia, los patrones de señales con mensajes y la adivinación.

Hay que ser coherente con aquello que veamos y congruente con lo que queremos extraer la información. Por ejemplo, si yo veo la numeración 11:11 en mi casa, luego en mi reloj de pulsera y al final lo veo en la publicación de una noticia en un diario, lo podríamos dar por bueno porque son fáciles de identificar. En cambio, si veo un sapo en la calle, luego una nube en el cielo de color verde y al final un bastón que está roto por la mitad, pues sinceramente, como no tiene coherencia no sería por tanto una señal. Aquí la crítica tiene que estar agudizada para saber discernir.

Otra de las pautas sería los patrones de señales, si yo me encuentra una batería de plumas por ejemplo y luego mi amiga me regala un loro como animal doméstico aquí tendríamos la señal y como hay relación entre sí podríamos decir que es verídica, pero si además vemos que se nos despierta la intuición y una cosa que no sabes en el estómago entonces sabemos que podemos pasar ya al último principio que es la adivinación.

Cuando ya tenemos la coherencia y la congruencia de la señal nos quedará la adivinación. Aquí es saber qué tipo de artilugio como descifrador tenemos para saber y extraer la información. Hay muchas maneras de hacerlo, una seria con la bola de cristal, las runas, péndulo, el tarot y con los Registros Akáshicos para mi serían las formas más sencilla y rápida porque nos dirían directamente que significa y nos podrán decir nuestros guías y maestros su auténtico significado des encriptados y fáciles de leer.

En definitiva, las señales a través de los Registros Akáshicos nos ayudan a estar motivados por aquello que no sabemos y nos empoderan personalmente para que sepamos disponer de una herramienta de consulta e información a tiempo real. Además, en la actualidad diversifica la batería de preguntas que tenemos en la mente del inconsciente y subconsciente para poderlas deshacer con el fin de entenderlas para sanar el karma que aguarda en nuestra alma.

Xavier Blanch i Miró

Ayudo a otras personas a través del karma para: elevar su centro y su nivel de vibración y que sean capaces de tocar su alma y de sentirla en todo su esplendor.

También te puede gustar…